jueves, 3 de septiembre de 2009

Despues de la Tormenta, viene la Paz


Una de las preguntas mas formuladas en las mentes de muchas personas, es si para todo el mundo existen momentos de amargura, desolación, tristeza y angustia, si a los Ricos (en dinero) también les llegan estos momentos con la misma intensidad y tiempo que a los que no tenemos tanta abundancia.
Bueno creo que cada cual tiene su calvario o su cruz que cargar, lo que sucede es que para algunos la cruz puede ser de madera y para otros de metal, también quizás para el Rico el problema no le será de dinero, si no familiar o de enfermedad.
Sin embargo no importa cual sea tu Cruz, lo mas importante es la capacidad y la fortaleza que tenga para cargar con ella, he aquí donde esta la gran diferencia. Una persona una vez me dijo que un problema no es un problema hasta tanto no te saca de tus cabales, hasta que no te afecta emocionalmente, pues mientra tanto solo es una situación como cualquier otra, no un problema.
A veces al mirar un Eclipse de sol, nos enfocamos en la zona oscura del mismo y no vemos la aurora de luz que encierra esa zona oscura, esto quiere decir que la situación esta bajo control de nuestras emociones y pensamientos, que esta encerrada y no es un problema solo algo que atender, por lo cual necesita de nuestro empeño y atención, no de nuestros lamentos, lloros y quejas.
Por mas desalentadoras que se vean las cosas, por mas desesperanzas, después de la Tormenta vendrá la Paz, pues si recuerda algún Huracán o Tormenta que ha pasado por nuestro país, tienen que saber que ese evento meteorológico paso y luego salio el Sol. Esas cosas en las naturalezas suceden para traer limpieza y nueva vida, así son algunas situaciones en nuestras vidas, vienen para traer crecimiento, fortaleza y bendiciones.
Por mas grandes que considere tu tragedia, si utiliza la razón y el entendimiento, encontrara en ella un gran tesoro, pues no todo es enteramente bueno ni enteramente malo, estos adjetivos o calificativos se lo da a cada situación nuestra mente, pues depende del enfoque que le demos a cada situación, depende en que nos fijemos y que queramos.
Historia: Una joven perdió su madre a la edad de 15 años, para ella el mundo y el deseo de vivir había acabado, pues su madre lo era todo para ella, luego unos años mas tarde hundida en su depresión, se deja embarazar de un hombre poco responsable, sin embargo esta nueva tragedia a la vista, le trajo lo que había perdido con la muerte de su madre, le trajo esperanza y deseo de vivir, pues el niño que nació de esa relación le reactivo el deseo de continuar, dándole un motivo de vida cada mañana. Ella volvió a sonreír y con su sonrisa volvió a marcar la diferencia en las vidas de las personas que tienen contacto con ella.